Bicicleta estática: Beneficios, ejercicios y recomendaciones
Entrenamiento y Ejercicios 11 Jun, 2020 Comentarios: 0 Visto: 155
Bicicleta estática: Beneficios, ejercicios y recomendaciones
Te contamos todos los beneficios de la bicicleta estática y te mostramos algunos ejercicios. Además, te damos algunas recomendaciones a tener en cuenta.

Bicicleta estática beneficios y ejercicios

La bicicleta estática es la opción ideal para ponerse en forma en casa o en el gimnasio en poco tiempo. Es más sencillo que correr en una cinta, cansa menos, y puedes ir al ritmo que quieras. Además, se queman muchas calorías, sobre todo, si realizas una clase de spinning. Sin embargo, los bicicleta estática beneficios son algunos más de los que hemos mencionado.

Beneficios de la bicicleta estática

Los beneficios bicicleta estática son varios, no solo el de adelgazar, aunque sea el más famoso. Utilizar una bicicleta estática tiene los siguientes beneficios:

  • Pérdida de peso

    Este quizás sea el beneficio más conocido. En solo media hora podrás perder hasta 260 calorías, dependiendo de la intensidad en la que utilices la bicicleta estática. Si intentas librarte de cierta grasa localizada, o, simplemente, perder unos kilos, puede ser muy buen opción.

  • Mejora de las piernas

    A medida que se utiliza la bicicleta estática, aumenta la resistencia muscular, lo cual hace que los músculos se adapten al ejercicio y se vayan haciendo más fuerte. Cuando vayas cogiendo un poco de práctica notarás que tus piernas y glúteos se van tonificando y lucen mejor que nunca. Sin embargo, eso no es todo, sino que también mejorarán los ligamentos y huesos de las piernas, lo que sirve para evitar lesiones.

  • Recuperación de lesiones

    La bicicleta estática es perfecta para recuperarte de lesiones ortopédicas, a la vez que te mantienes en forma. Aunque parezca raro, y pienses que el impacto es elevado en este deporte, si lo realizas correctamente, el impacto es mucho menor que en otros deportes, como, por ejemplo, correr o saltar a la comba, por ejemplo. Con la bicicleta estática se protegen las articulaciones de las rodillas, tobillos o cadera, por lo que, si tienes alguna lesión en esas zonas, te ayudará a recuperarte.

  • Disminuye el estrés

    Cuando utilizas la bicicleta estática, sobre todo en las clases de spinning, se liberan hormonas como las endorfinas o la adrenalina, lo que hace que se sienta euforia y placer, reduciendo considerablemente también los niveles de estrés. Después de una clase de spinning te sentirás relajado y lleno de energía.

  • Disminuye la presión arterial

    Por último, es imposible pasar por alto los beneficios cardiovasculares de utilizar una bicicleta estática. No solo ayuda a disminuir la presión arterial, sino que también sirve para controlar los niveles de azúcar en sangre y hace que el corazón funcione mejor. A través del ejercicio con bicicleta estática se pueden prevenir algunas enfermedades, tales como, la trombosis, ACV, presión arterial alta o infartos.

Una de las bicicletas estáticas más vendidas en nuestra tienda deportiva online es la:

Bicicleta estática ortus firenza

Bicicleta Estática

5 ejercicios para la bicicleta estática

  • Spinning

    Este quizás es el uso más común de las bicicletas estáticas. Se trata de realizar ejercicios sobre la bicicleta al ritmo de la música, acompañado de coreografías. Se trata de un deporte muy divertido en el que se queman muchas calorías, por lo que es perfecto tanto para adelgazar, como para reducir el estrés. No solo sirve para tonificar piernas y glúteos, sino que también te ayudará a tonificar el tronco y las extremidades superiores, por lo que es un ejercicio muy completo.

  • EMOM con sprints

    Este ejercicio sirve tanto para quemar grasas, como para mejorar la condición física y la salud cardiovascular. Es uno de los ejercicios bicicleta estática más útiles y consiste en pedalear durante cinco minutos en un ritmo estable en el que estés cómodo (sin llegar a forzar), para después realizar los sprints EMON, en los que pedalearás durante 20 segundos lo más rápido posible, para después pedalear 40 segundos a un ritmo en el que irás recuperando la velocidad normal. Repite estos sprints durante 20 minutos. /p>

  • 20-10

    Debes incluir este ejercicio en tu tabla entrenamiento bicicleta estática si buscas aumentar la resistencia y quemar grasa. Para realizar este ejercicio debes comenzar calentando durante cinco minutos rápidamente, pero con poca resistencia. Ahora, aumenta la resistencia durante 20 segundos (resistencia media), para después, seguir 10 segundos con resistencia baja. Debes realizar estos dos ciclos ocho veces, para después hacer un ciclo de recuperación de 60 segundos con una resistencia baja. Este sería el intervalo de descanso. Repite el ejercicio completo tres veces más y finaliza con el mismo calentamiento que realizaste de cinco minutos. Este es uno de los ejercicios bicicleta estática donde más aumenta el ritmo cardiaco debido a las ráfagas de actividad intensa.

  • Ejercicio de velocidad

    Comienza con un calentamiento a baja resistencia durante 10 minutos, para en los 10 minutos siguientes ir subiendo la velocidad de los 10 primeros segundos durante cada minuto, usando los 50 segundos que restan del minuto para recuperarte. En los 10 minutos siguientes, ve alternando un minuto con intensidad elevada y un minuto con intensidad baja. Este ejercicio te ayudará a mejorar tanto la velocidad de salida, como la potencia, ayudando también a que tus músculos se recuperen con mayor rapidez.

  • Una hora de bicicleta estática

    Esto no es algo fácil de conseguir, pero si lo consigues habrás realizado un entrenamiento muy completo. Esto sería aproximadamente pedalear durante unos 35 kilómetros, por lo que puedes hacerte una idea de las calorías que puedes quemar, así como de lo útil que sería para tu musculatura. Comienza pedaleando 20 minutos, llegando aproximadamente al 80% de tu frecuencia cardiaca máxima. Cuando lo hayas conseguido, puedes ir sumando cada día que entrenes 5 minutos más, lo cual te permitirá aumentar la resistencia de tus piernas y mejorar la capacidad de tus músculos para entrenar más.

¿Qué tener en cuenta a la hora de escoger una bicicleta?

Si quieres comprar una bicicleta estática pero no tienes muy claro qué criterios seguir para escogerla, debes tener en cuenta que no todas las bicicletas estáticas son iguales, ni son adecuadas para todos los usos.

Lo primero que debes tener en cuenta es con qué frecuencia vas a utilizarla. Si vas a usarla poco, no es necesario que inviertas demasiado en ella, pero si vas a usarla regularmente, es mejor que escojas una de mejor calidad, aunque sea más cara. Para uso ocasional estará bien una bicicleta que tenga ajustes manuales y que incluya algunos programas básicos.

En el caso de que su uso vaya a ser regular, deberías optar por una que cuente con distintos programas, los cuales te ayudarán a motivarte. Además, deberías buscar una bicicleta que tenga un asiento cómodo y que cuente con distintos ajustes.

Si la usarás de forma intensiva, escoge un modelo robusto. Estos modelos suelen tener una mayor variedad de programas, así como soluciones de coaching y seguimiento de la frecuencia cardiaca.

También es importante que tengas en cuenta la fluidez del pedaleo. Comprueba que no haya sacudidas mientras pedaleas. Aquí debes tener en cuenta el peso de la rueda de inercia. Cuanto más pese esta rueda, más fácil será pedalear. Busca una bicicleta que la rueda de inercia pese al menos 3 kilos.

¿Cuáles son los tipos de bicicleta estática?

Existen dos tipos de bicicletas estáticas, la reclinada o la vertical. La diferencia de ambas es la postura del cuerpo cuando realices los ejercicios.

En la reclinada el cuerpo queda más cerca del suelo. EL asiento envuelve la zona lumbar, quedando los pedales en frente del usuario. Se pedalea hacia afuera en círculos abiertos.

Por otro lado, en la bicicleta vertical, el usuario puede moverse con libertad pues el asiento se puede ajustar a la altura de quien la utiliza. El hecho de levantar el cuerpo cuando se realiza un ejercicio es más complicado, por lo que se quema más calorías en menos tiempo. Es el mejor tipo de bicicleta si estás en rehabilitación pues el impacto en las rodillas es bastante menor.

También te puede interesar:

Comentarios
Deja tu comentario
left